Posts etiquetados ‘Jerry Steiner’

índice

El otro día revisando las series que podía ver en Yomvi descubrí una de las mayores joyas que recuerdo haber visto, me dispuse a ver de nuevo algún episodio para rememorar tan disparatadas tardes en compañía de estos personajes y esta nostalgia me ha llevado a volver a escribir después de unos meses aciagos. El tesoro en cuestión se llama: Parker Lewis nunca pierde ( Parker Lewis can´t loose ) . La mejor serie juvenil de todos los tiempos.

 
parkerlewis¿Cuál es la trama de una serie de instituto? Narra las aventuras y desventuras del alumno más “popular “del Instituto, el “imperdible” Parker Lewis ( pongo esto entre comillas porque yo la vi en su momento en la TV3 y la serie se titulaba: L´imperdible Parker Lewis) , y sus inseparables compañeros. Nada nuevo verdad… Lo que la hace tan especial son tanto sus personajes como su manera de narrar las historias. Lo estrambótico y surrealista de muchas de las situaciones y la forma que tiene de llevarlas a cabo, el tono absurdo de dibujos animados que adopta. Es como un cartoon hecho realidad: los efectos de sonido, la caricaturesca representación de los personajes, el estilo de comedia… Todo es un fantástico absurdo, ya que no hay nada más absurdo que el mundo adolescente.

 
Parker-lewis-mickeyParker (Coran Nemec) es el protagonista, que lleva un tupé característico y camisetas horteras y llamativas (que generaron un fuerte merchandising) pero que goza de una importante reputación. Además, ejerce de narrador contando en primera persona todo lo que va pasando. Mickey Randall es su mejor amigo, un rockero que ejerce de guaperas. Después está Jerry Steiner, un friki que lleva una enorme gabardina gris de la que sacaba siempre cualquier objeto que necesitase y a cada cual más estrambótico: una sierra mecánica, un periscopio, una tabla de planchar y en una ocasión hasta un Doberman. Finalmente está Larry Kubiac: grandullón, glotón y de maneras muy brutas, es otro de los que genera más gags memorables.

 
39106-589-550En cuanto a otros personajes que también desempeñan su papel, está por ejemplo la hermana de Parker, Shelly, que en realidad encarna una de las antagonistas. Envidiosa y rencorosa, siempre intenta dejar mal a su hermano y delatarle ante cualquier situación vergonzosa. También está la señorita Musso, la directora del instituto. Una señora cuarentona de tipo atractivo que en todos los capítulos se carga el cristal de su despacho de un portazo. Su esbirro es Frank Lemmer, un pelota con tendencias vampíricas que le informa de cualquier trastada (consciente o involuntaria) en la que estén implicados Parker Lewis y sus amigos.

 

 
63036572No nos podemos olvidar de la mítica frase de “sincronicemos relojes” unida a un plano de los brazos de los amigos juntando los puños.. Otra frase memorable es “nota mental”, cuando Parker resume una situación problemática o decepción en un gracioso consejo para el futuro. Pero no todo es locura y surrealismo, pues en esta serie se trataron temas típicos que afectan a los jóvenes como la continuidad en los estudios, los ligues y sobre todo la amistad. Los cuatro protagonistas, pase lo que pase siempre se apoyan entre ellos y nunca se dejan de lado. Una curiosidad es que esta serie se basó en la película Ferris Bueller’s day off (Todo en un día), protagonizada en 1986 por un jovencísimo Matthew Broderick. De hecho en la serie se hace referencia continua al nombre.

 

 
imagesVista hoy día está claro por la manera de vestir y la música que es una serie muy de los 90, pero gracias al mencionado estilo de dibujos animados la serie se mantiene bastante bien. Además, uno se puede llevar la sorpresa de encontrarse con actrices hoy bastante famosas que por entonces empezaban (aunque pueden provocar pensamientos conflictivos por la edad que tenían en el momento de hacer la serie) como Milla Jovovich y Brittany Murphy.

 
La tercera temporada fue un cúmulo de despropósitos porque la cadena FOX, la propietaria, cambió el formato de la serie y dejó de contar con algunos personajes secundarios, así como eliminar el estilo cartoon que le había caracterizado. Ello hizo diluir la audiencia hasta su retirada.